Inicio / Destacados / ¿Rendimiento o resultado?
Hidrosalud 2016 690×90
29623583140_c746b00c7c_k

¿Rendimiento o resultado?

Ante la llegada de la nueva temporada futbolística muchos equipos de fútbol base se encuentran con los primeros partidos ligueros que afrontan con nervios, ganas, expectativas…

Pero muchos de estos equipos inician la liga con una preparación física y táctica muy buena, aunque a nivel mental y de objetivos los jugadores no se encuentran como deberían.

Cuando hablamos de los objetivos, nos referimos a las expectativas, a qué esperan los jugadores de esta nueva temporada y cuáles son las metas que creen que deberían alcanzar y el nivel máximo que creen que pueden dar. Esto es una parte fundamental en la pretemporada. Muchos equipos empiezan sus competiciones sin un rumbo fijo o, lo que es peor, con unas expectativas demasiado altas. Por eso es muy importante dedicar durante esta pretemporada una sesión de entrenamiento a sentarse con los jugadores y que ellos expliquen qué esperan de la temporada del equipo y de su temporada, además de dónde creen que pueden llegar a nivel deportivo y a nivel de rendimiento individual y si están dispuestos a darlo todo para conseguirlo. En las categorías inferiores son muchos los entrenadores que nos encontramos que exprimen en demasía a sus jugadores, que su máximo objetivo es ganar y no importa el cómo ni el cuándo.

El fútbol base es una categoría muy delicada, en equipos Infantiles sobretodo, nos encontramos con la dicotomía de qué hacer, si priorizar el resultado del equipo o el aprendizaje individual y como grupo del equipo. Esto es lo que llamaríamos diferenciar entre objetivos de resultado y de rendimiento.

Los objetivos de resultado son aquellos que aluden a la consecución de un logro deportivo sin importar cómo se ha llegado ahí. Solo se observa el final del camino, no el trayecto.

Los objetivo de rendimiento son aquellos en los que se prioriza el trayecto, es decir, cómo se debe llegar o se ha llegado al resultado final que se ha obtenido o se quiere obtener. En este tipo de objetivos importan las habilidades, las destrezas o la ejecución.

Para preparar al equipo en la pretemporada es necesario preguntarles “¿QUÉ ES LO QUE REALMENTE QUIERO ESTA TEMPORADA?”. Mediante preguntas se consigue que el equipo esclarezca cuál es el objetivo REAL de la temporada.

Aquí tenemos una serie de sugerencias para aumentar la eficacia en el deporte:

– El establecimiento del objetivo se convierte en útil cuando el equipo recibe un correcto feedback.
– Cuanto más difícil sea el objetivo, el rendimiento será mucho mayor.
– Plantear retos a corto plazo para no perder la motivación, y poco a poco ir consiguiéndolos. Esto llevará a un objetivo final más grande.
– Cuanto más específico sea el objetivo la actividad ganará también en especificidad.
– Implicación en los objetivos: si el deportista no se responsabiliza e involucra, estos objetivos no tendrán influencia alguna en el rendimiento.

Sobre Vicent Parra

Vicent Parra
Psicólogo por la Universidad de Valencia. Actualmente cursando el Master de psicología deportiva y coaching en la Florida Universidad.

Mira también....

sin-titulo-85-de-86

Nacho Porcar: “El objetivo del Orihuela es el ascenso y tenemos mimbres para conseguirlo”

El Orihuela puso fin a una racha de tres derrotas consecutivas, lo hizo venciendo al …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *