Yeremi Pino y Mario Hermoso pugnan por un balón durante el encuentro. / Foto: Villarreal CF.

El Atlético-Villarreal termina con golpes y bronca en los vestuarios

Yeremi Pino y Mario Hermoso pugnan por un balón durante el encuentro. / Foto: Villarreal CF.

La polémica está servida. El encuentro disputado ayer entre Atlético de Madrid y Villarreal CF en el Wanda Metropolitano nos dejó muchos momentos tensos. Faltas, piques, reproches y para colmo el partido acabó con un gol en propia meta de Mandi en el último minuto. El resultado final fue de empate a dos, pero en el túnel de vestuarios pasaron varios incidentes que el árbitro recogió en el acta.

Soto Grande reflejó que en el túnel de vestuarios se produjeron dos incidentes en el que se vieron involucrados miembros de ambos equipos y que las fuerzas de seguridad tuvieron que intervenir.

“Tras finalizar el encuentro y encontrándonos en el túnel de vestuarios presenciamos una discusión entre técnicos y jugadores de ambos equipos. En ella observamos al 2º entrenador del Villarreal, D. Imanol Idiakez Barkaiztegi, encarándose con un directivo local a gritos de manera agresiva y teniendo que ser sujetado por integrantes de su equipo”, reza el primer percance en el acta.

Con respecto al segundo, Soto Grande escribe: “Del mismo modo, presenciamos otro incidente donde una persona del club local identificada por las autoridades como D. Pedro Tomás Reñones Crego golpea con su mano la boca a un miembro del cuerpo técnico visitante“.

Soto Grande refleja en el acta dos incidentes en los que tuvo que intervenir las fuerzas de seguridad

Habrá que ver qué conclusiones saca el Comité de Competición con respecto a dichos incidentes que Soto Grande remarca en el acta del Atlético-Villarreal.