El jugador amarillo Alberto Moreno conduce un balón ante la presión del atacante rival Braithwaite. Foto: LaLiga.

Rulli y Lecomte, cara y cruz en el primer triunfo del Villarreal CF de la ‘era Setién’

El jugador amarillo Alberto Moreno conduce un balón ante la presión del atacante rival Braithwaite. Foto: LaLiga.

Jornada 14.- RCD Espanyol, 0; Villarreal CF, 1.

El Villarreal de Quique Setién consiguió su primera victoria en el campo del Espanyol tras cinco encuentros disputados, donde se impuso por la mínima y con cierta dosis de fortuna. Un disparo de Alberto Moreno, tras un disparo al poste de Yeremy Pino, se fue dentro tras un un intento de rechace del meta Lecomte. Los catalanes apretaron y mucho, los tres puntos se fueron a Vila-real gracias a la estelar actuación de un Rulli que realizó hasta seis paradas salvadoras. Los porteros fueron clave para el desenlace final.

El Submarino se despedía de la liga en la última jornada antes del parón mundialista con tres novedades en su once inicial, Cuenca relevó al sancionado Pau en el eje de la zaga, amén de la presencia se Yeremy Pino en ataque, en detrimento de Álex Baena. Los groguets formaron con un 1-4-3-3, con Rulli en portería; Kiko Femenía en el lateral derecho, Alberto Moreno en el flanco izquierdo de la defensa, con Albiol y Cuenca en el dentro de la zaga. Capoue, Manu Trigueros y Parejo compusieron el trivote en el centro del campo; mientras que Chukwueze, Yeremy Pino y Danjuma protagonizaron el tridente ofensivo. Por su parte, Diego Martínez apostó por darle de la titularidad a Sergi Gómez, con Cabrera sancionado, y a Puado en la parcela ofensiva. Con todo, los locales salieron con un 1-4-3-3, con Lecomte en la puerta; Óscar Gil, Sergi Gómez, Calero y Brian Oliván en la línea de retaguardia; Vinicius Souza, Keidi Bare y Darder en el centro del campo; y Puado, Braithwaite y Joselu en la delantera.

El partido comenzó francamente abierto, con opciones para ambos conjuntos. Si Puado gozó de una clarísima ocasión, en un remate que le sacó Rulli, Danjuma respondió con un tiro que se fue desviado. El ritmo trepidante con el que había comenzado el choque le venía bastante mejor al cuadro catalán, es por ello que los discípulos de Quique Setién trataron de ponerle cloroformo al choque, o al menos rebajar las revoluciones del mismo, algo que con el paso de los minuto consiguió. Al cuarto de hora de juego volvió pisar área con peligro el cuadro groguet, en esta ocasión con un remate de Yeremy Pino que sacó Lecomte salvando a los suyos de forma magistral.

Los vila-realenses pasaron a tener relativamente controlado el partido pero con el transcurso del mismo los blanquiazules nivelaron la decoración y dieron algún susto, como el disparo de Bare y, especialmente, el de Darder, que envió el cuero fuera por muy poco. En la recta final pudo haber penalti sobre Yeremy Pino, que cayó dentro del área tras un encontronazo del canario con un zaguero que terminó con el jugador amarillo dolorido en el cuello, pero el colegiado no cobró nada. Las postrimerías del primer tiempo sufrieron un descenso del ritmo del encuentro y con ello, de aproximaciones a ambas porterías.

Tras el descanso el Villarreal metió en serios apuros de la defensa local, especialmente en la reanudación, con un disparo de Capoue que sacó Lecomte con una mano salvadora. Bien es cierto que Puado respondió para los catalanes con un tiro que se marchó fuera, pero los groguets volvieron a cerca la puerta perica con un tiro de Parejo desde fuera del área que lamió la madera de la puerta blanquiazul. Los de Diego Martínez pudieron avanzarse en una clarísima ocasión que tuvo Keidi Bare en sus botas, el albanés conectó un centro desde la banda derecha pero Rulli rechazó el cuero. Y del posible 1-0 se pasó al 0-1. Un disparo de Yeremy Pino se estrelló en el poste y el rechace, tras la falta de contundencia de la zaga local, lo recogió Alberto Moreno para remachar y avanzar a los amarillos, con la ayuda de un Lecomte que, en su afán de sacar el cuero, lo terminó metiendo.

Tras el gol Setien movió el banquillo, metió en el campo de Coquelin en el centro del campo, por Capoue, y a Álex Baena, por Manu Trigueros. Los amarillos pudieron sentenciar poco después de inaugurar el marcador, con otro disparo de Yeremy Pino, pero esta vez Lecomte se rehizo de su error minutos atrás con una parada salvadora para mantener a los suyos con vida en el encuentro. Con la escueta ventaja visitante se llegaba al minuto 77, cuando regresaron dos pesos pesados del Submarino, como lo son Foyth y, especialmente, el alma de grogueta, Gerard Moreno, precisamente en un campo especial para él. Pero los catalanes iban a apretar en la recta final, y de qué manera, algo que obligó a lucirse a Rulli, que sacó un remate de Bare y el rechace lo salvó en la misma línea de gol Álex Baena.

Iba a ser un acoso y derribo espanyolista, eso sí, esta dicotomía podía aprovecharla a la contra el Villarreal, intentando aprovechar los espacios del rival a través de rápidas transiciones. Y en ese contexto fueron los barceloneses quienes se impusieron, solo la gran actuación de Rulli hizo que el partido llegara a los últimos minutos con la ventaja amarilla. Dani Gómez, recién ingresado al terreno de juego, volvió a poner a prueba al meta argentino, y no fue la última, pues el cancerbero groguet sacó varias más, una de ellas a un disparo desde fuera del área de Darder. Sin embargo, el empuje catalán decreció en el tiempo de prolongación, el conjunto de Quique Setién consiguió deshacerse de las acometidas locales y apenas sufrió en los últimos minutos.

Con este triunfo el Villarreal se coloca octavo en la clasificación con 21 puntos, a tres tanto de la Europa League como la Champions League, al menos a expensas de que se complete la jornada. Por su parte, el Espanyol es decimosexto con 12 puntos, uno solo por encima de los puestos de descenso a Segunda División. La próxima cita liguera del Submarino será el 31 de diciembre, tras el parón mundialista, cuando los groguets recibirán al Valencia en la que también será la inauguración del nuevo Estadio de la Cerámica, eso sí, antes los de Quique Setién tendrán que afrontar su estreno en la Copa del Rey, este sábado (21.00 horas) se miden al San Amalia a domicilio. También jugará encuentro copera el cuadro periquito, que se desplazará hasta el campo del Rincón en el mismo horario que los amarillos, la liga volverá para los de Diego Martínez el último día del año en el derbi catalán frente al Barcelona, encuentro que tendrá lugar en el Camp Nou.

Ficha técnica:

RCD Espanyol: Lecomte; Óscar Gil, Calero, Sergi Gómez, Brian Oliván (Lazo, min. 90); Vini Souza (Edu Expósito, min. 60), Keidi Bare (Melamed, min. 81), Sergi Darder; Puado (Dani Gómez, min. 81), Braithwaite (Álex Vidal, min. 70) y Joselu.

Villarreal CF: Rulli; Femenía (Foyth, min. 78), Albiol, Cuenca, Alberto Moreno; Capoue (Coquelin, min. 70), Trigueros (Álex Baena, min. 70), Parejo (Morlanes, min. 85); Chukwueze, Yeremy Pino y Danjuma (Gerard Moreno, min. 77).

Gol: 0-1. Min. 64: Lecomte (pp).

Árbitro: Iglesias Villanueva (Colegio Gallego). Amonestó al jugador del Espanyol Melamed (89’); así como a los futbolistas del Villarreal Capoue (38’), Yeremy Pino (79’) y Albiol (92’).

Estadio: RCDE Stadium (Barcelona). Entrada, 17.400 espectadores.

Incidencias: Partido correspondiente a la 14ª jornada en el Campeonato Nacional de Liga en Primera División. 21ºC de temperatura.