Once del Yugo Socuéllamos en El Prado de Talavera. Foto: Yugo UD Socuéllamos.

Un mes desde la última victoria castellano-manchega en Segunda B

Once del Yugo Socuéllamos en El Prado de Talavera. Foto: Yugo UD Socuéllamos.

La temporada 20/21 no está siendo buena para los equipos de Castilla-La Mancha en Segunda División B. A falta de tres jornadas para terminar la primera fase, el fútbol manchego de bronce toca fondo y los cuatro representantes de la región ocupan las cuatro últimas posiciones del grupo V-B. Una situación que viene dada por la sequía de victorias que atraviesan CP Villarrobledo, Formac Villarrubia CF, UD Yugo-Socuéllamos y CF Talavera.

En las últimas cuatro jornadas ninguno de ellos ha conseguido llevarse los tres puntos en sus respectivos. De hecho, el Villarrubia arrastra seis empates consecutivos y el Villarrobledo ha cuajado tres seguidos, la mejor racha de resultados de la temporada para el equipo del Barranco del Lobo, que ya ha certificado su descenso a la cuarta categoría del fútbol español.

los cuatro equipos castellano-manchegos de segunda b ocupan las cuatro últimas posiciones en la clasificación

La última victoria de un equipo castellano-manchego en Segunda B data del 24 de enero, cuando el CF Talavera se impuso por 0-3 a la UD Melilla y el Yugo-Socuéllamos venció al Villarrobledo por 1-0. Una racha que se alargará, como mínimo, hasta el fin de semana del 6 y 7 de marzo, cuando disputen la decimosexta jornada y se produzca un doble derbi regional.

Once del Villarrubia en su partido ante el Villanovense. Villarrubia
Once del Villarrubia en su partido ante el Villanovense. Foto: Villarrubia CF.

CF Talavera – CP Villarrobledo y Yugo-Socuéllamos – Villarrubia CF serán los próximos partidos que se dirimirán en una jornada que puede considerarse crucial para los intereses de todos ellos. El equipo socuellamino se ve obligado a ganar para no certificar su participación de forma matemática en la fase de permanencia en Segunda RFEF, mientras que un triunfo de los pupilos de Javi Sánchez les dejaría con grandes posibilidades de permanencia.