Once inicial del RCD Espanyol en la última jornada. Foto: RCD Espanyol.

El Espanyol deja el alirón para el final, como el Atleti

Opinión

Once inicial del RCD Espanyol en la última jornada. Foto: RCD Espanyol.

Opinión

Estaba el cortijo preparado para que el Espanyol le ganara al Tenerife y recibiera el trofeo de campeón de Liga. No pasó. Lo tuvo hasta el minuto 89 allá en Palma cuando Lago Junior pudo con la resistencia del Zaragoza, marcó y puso a su equipo a un punto del líder y quedan tres por disputar. En cuanto al título, la Segunda acabará pues como la Primera, nada sabremos hasta consumida la última jornada. Al Espanyol, como al Atleti, no le valdrá el empate si gana el Mallorca. Uno en Alcorcón, el otro en Ponferrada. El Espanyol, como el Atleti, ha visto como le iba menguando su ventaja hasta el punto que gana o hace lo mismo que su rival… o se queda con un palmo de narices.

Pues que el señor Chen va a estirarse, en dineros digo, y hace bien… la Segunda no es la Primera

Los dos últimos partidos como local han sido decepcionantes en blanquiazul. 0-2 ganó el Cartagena y a uno igualó el Tenerife. El 2 de mayo fue la última vez que los pericos ganaron en casa, 3-0 al Málaga. La próxima victoria será ya en Primera. Bien mirado puede que sea justo que los dos mejores equipos de la categoría se disputen la corona en el último asalto. El calendario debió reservar para la estación 42 un Espanyol-Mallorca. Era mucho calcular… El premio gordo es el ascenso, pero ser el primero siempre es un añadido interesante, lo agradece la moral de la tropa toda. Desde luego la que desde casa ha seguido este periplo. Para el españolista será un chasco si el equipo acaba el segundo: veremos.

¿Conclusiones antes de la última batalla? Pues que el señor Chen va a estirarse, en dineros digo, y hace bien. Le habrán contado, y si no se lo cuento yo, que la Segunda no es la Primera y que este equipo que tan bien ha competido este curso necesita refuerzos como el comer si quiere iniciar con buen pie la otra fase de la Operación Retorno, como es la Operación Consolidarse en la máxima categoría.

Raúl de Tomás fue protagonista ante la UD Almería con un golazo. Foto: RCD Espanyol.

El Espanyol vuelve a tener una base interesante de jugadores de casa y en todas las líneas. Normalmente le fue bien cuando la cantera se abrió paso. Ahora Pedrosa, Nico, Melendo, Puado, Pol Lozano y tal tienen una magnifica pinta. Estarán Cabrera, Darder, Bare, Embarba, imagino que RDT… Buena base entre unos y otros. Le falta al equipo, y no vean en ello posiciones sino la idea, la llegada de jugadores como Cavallero, Pochettino, Galca y Esnáider. O Kameni, Nando, De la Peña y Luis García. Cuatro jugadores de verdad, cuatro tíos que te aseguren que los Argensó, Capdevila, Sergio, Morales, De Lucas, Tamudo y Serrano del momento tendrán dónde apoyarse y crecer.

“Un campeón de Segunda tiene un montón de cosas aprovechables para Primera, pero necesita combustible para conseguir la estabilidad”

Le urge fichar bien y desfichar bien también. Hay futbolistas que han estado bien en Segunda, pero no son jugadores de Primera. No, no voy a señalar que estos son tiempos felices. Pero la realidad es la que es. Un campeón de Segunda tiene un montón de cosas aprovechables para Primera, pero necesita combustible para conseguir la estabilidad y que el próximo descenso llegue nunca. O si acaso dentro de otros 20 años. Empieza en nada el otro partido, el que empezará a jugarse dice Tebas el 14 de agosto: Dios le perdone.

Espanyol o Mallorca. Uno de los dos mejores será campeón. Raro no es, no.