Álex pugna por alto con Expósito en el encuentro de octavos de final de la Copa RFEF contra el CDA Navalcarnero. Foto: CD Guijuelo.

El CD Guijuelo 'vuela' en Copa RFEF: ¡Idilio entre Cristóbal y el balón parado!

Álex pugna por alto con Expósito en el encuentro de octavos de final de la Copa RFEF contra el CDA Navalcarnero. Foto: CD Guijuelo.

El CD Guijuelo se clasificó ayer para los cuartos de final de la Copa RFEF. Los hombres de Manuel Sánchez derrotaron por la mínima al CDA Navalcarnero en el Municipal Luis Ramos, campo en el que han logrado cuatro triunfos y un empate en lo que llevamos de temporada. Están muy cerca de disputar la Copa del Rey. Un paso más y lo habrán conseguido. Si avanzan de ronda frente al Moralo CP llegarán a semifinalesy sacarán un billete directo para la competición del K.O. Por fin se medirán a un rival de su misma categoría, ya que tanto el CD Toledo como el CDA Navalcarnero militan ahora en Segunda RFEF y no en Tercera RFEF.

la capacidad de resistencia y el balón parado han sido los dos grandes aliados del cd guijuelo hasta ahora

Es curioso que, habituados a jugar en una división superior, no fuesen capaces de superar al CD Guijuelo. Sobre el papel, ambos partían como favoritos. No obstante, el conjunto chacinero viene de jugar en Segunda B y tiene hombres experimentados y de mucha calidad en sus filas. Aunque si algo permitió a los verdiblancos superar estas dos eliminatorias a partido único fue su capacidad de resistencia y su acierto a balón parado. Contra el cuadro toledano aguantaron el tipo en inferioridad numérica, y frente al ‘barquito’ no perdieron la fe a pesar de encajar el 0-1 justo antes de llegar al descanso.

Ahora bien, si hubo algo que marcó la diferencia en uno y otro partido fue el libre indirecto. Es sabido por todos los enamorados de este deporte que las fuerzas entre dos equipos de distinta categoría pueden igualarse a través de este recurso. Tener lanzadores precisos y buenos rematadores casi siempre es sinónimo de peligro en ataque, ya que cualquier falta o saque de esquina puede convertirse en una acción clara de gol. Y sino que se lo digan a José Ángel Giráldez, que anotó un doblete en 5′ gracias a los servicios de Cristóbal. El ’10’ saltó en la segunda parte junto al sevillano para resolver el duelo a su favor.

Cristóbal cambió los dos partidos gracias a su precisión a balón parado

Algo muy parecido a lo que hizo el pasado 6 de octubre contra el CD Toledo. Su técnico le dio entrada en el descanso y fue clave para que Pica pudiese hacer el definitivo 2-1 en la prórroga. Habilitó a su compañero con un balón templado al corazón del área desde 40 metros. Pablo Álvarez, entrenador del CDA Navalcarnero, comentó al término del encuentro que la derrota había sido dura porque sus jugadores estaban al tanto del potencial de su rival en ese apartado del juego: “Estoy jodido porque sabíamos que una de sus fortalezas es el balón parado. Venía de hacerle dos goles al Toledo a balón parado en la anterior eliminatoria. De hacerle tres goles al Palencia en liga…”