Foto: CD Atlético Baleares.

David Haro: "Estuve a punto de dejarme el fútbol por la universidad"

Foto: CD Atlético Baleares.

El futbolista catalán de Ametlla del Vallès, David Haro, fue de los más destacados el curso pasado con Manix Mandiola. Entonces anotó 5 goles y dio 7 asistencias en 29 partidos que disputó. Este curso con Jordi Roger dirigiendo al nuevo Atlético Baleares también está siendo un titular habitual para el equipo que sueña con por fin poder lograr ese ascenso a LaLiga SmartBank que se le resiste.

En esta entrevista en Golsmedia intentamos conocer los inicios de David Haro, cómo fue su crecimiento en el fútbol, y cómo se siente en el conjunto balear. El extremo nos descubre que de pequeño estuvo entre el tenis y el fútbol, que casi se ve obligado a dejar el fútbol por los estudios, y cual debe ser la clave para que el Atlético Baleares pueda optar al ascenso este atípico curso.

P. ¿Qué recuerdo tienes de tus inicios en el fútbol? ¿Dónde comenzaste?

R. En mi pueblo, antes quizás en el club de tenis porque mi padre trabajaba allí. Y allí estaba con los amigos, luego ya en el equipo de fútbol de mi localidad. Estuve jugando allí hasta Alevín o Infantil, que es cuando me decidí entre el fútbol o el tenis, y fue lo primero.

P. Estuviste en el mismo dilema que Rafa Nadal que se pensó si seguir jugando al tenis o fútbol…

R. A él le fue mejor (sonríe). Eligió bien.

“Ya son muchos los futbolistas que están estudiando, que tienen una carrera, es muy importante esto porque salvo que juegues en Primera o Segunda de las otras categorías del fútbol no vas a vivir”

P. ¡Sin duda! ¿Y dónde seguiste creciendo en el fútbol?

R. Jugué en el Granollers un año de Juvenil, regresé al equipo de mi pueblo, y estuve medio año en el CE Europa. Luego debuté como Amateur en el Sants, ahí estuve en Tercera y di el salto a Segunda B a L´Hospitalet.

P. Te forjaste en el fútbol auténtico, en el Tercera antes de dar el salto a Segunda B.

R. No pensaba que iba a seguir jugando al fútbol la verdad. Comencé en la universidad y al principio no me cuadraba el equipo con las clases, pero luego pude ir a estudiar por las mañanas. En ese momento estuve a punto de dejarlo por la universidad.

P. ¿Qué estudiabas? 

R. Empecé cursando Ingeniería Informática, pero luego no pude seguir y terminé sacándome dos módulos profesionales.

P. Qué importante es seguir formándose, ¿no? El contar con ese Plan B…

R. Si, ahora estoy estudiando ADE con la universidad a distancia. Yo creo que antes si que es cierto que sucedía mucho que había un gran número de jugadores sin estudios pero ahora cada vez se es más consciente en ello. Ya son muchos los futbolistas que están estudiando, que tienen una carrera… Como dices es muy importante esto porque salvo que juegues en Primera o Segunda de las otras categorías del fútbol no vas a vivir.

Foto: David Haro celebrando un hat-trick el curso pasado con su equipo. Foto: Atlético Baleares.

P. Comentabas antes que hubo un momento cuando empezaste la universidad que estuviste a punto de dejarte el fútbol ¿Cuándo fue ese momento en el que te diste cuenta que podías dedicarte al fútbol más años por grandes retos?

R. Quizá el primer año en Segunda B, o en Tercera cuando el Espanyol intentó ficharme pero al final no cuajó esa opción. En Segunda B sí que lo sentí así aunque cobraba poco, vivía en mi casa de siempre, y fue ya realmente cuando me fui al Nástic que era ya un club totalmente profesional cuando vi que podía vivir más del fútbol.

P. Luego estuviste en el Reus Deportiu, en aquel centenario club que ahora se encuentra en los juzgados después de su expulsión de LaLiga SmartBank. ¿Cómo recuerdas tus años en este club? ¿Estuviste en es momento donde el club fue expulsado?

R. No ese último no estuve, me marché justo el verano anterior. Ya en el Reus con el cual subimos de Segunda B a Segunda A ya estuvimos varios meses sin cobrar. Esto en principio se arregló pero nunca llegó a quedarse solucionado del todo porque alguna situación más se dio. El club iba aguantando y pagando pero no se terminaba de resolver su problema. Y ya la temporada posterior a la que yo me marché pues pasó lo de la expulsión.

P. Un grupo de aficionados siguen luchando por mantener vivo el sentimiento de aquel club centenario. Este era un club muy relevante en el fútbol catalán.

R. Si por supuesto. Yo ya había jugado contra ellos en Tercera División antes de jugar en el equipo, y era un campo que siempre gustaba jugar porque se llenaba el campo, tenía una muy buena afición. Allí es cierto que el deporte más tradicional de la ciudad es el hockey pero también que contaba con una afición muy fiel.

“Cuando ves que lo has tenido tan cerca es complicado de digerir porque son posibilidades que se van, no sabíamos luego cuando íbamos a comenzar la nueva liga, fueron tiempos convulsos”

P. Hablemos ya del Atlético Baleares, club al que llegaste la temporada anterior,  en el verano de 2019. La temporada pasada el equipo se volvió a quedar cerca del ascenso, jugando ese play-off final y la eliminatoria de campeones. Siempre cuesta cerrar una herida y quizás más este año donde apenas ha pasado tiempo entre el cierre de los play-off y el inicio de la nueva temporada. ¿Cómo se ha repuesto el equipo?

R. Cuando ves que lo has tenido tan cerca es complicado de digerir porque son posibilidades que se van. Además como decías acabamos muy tarde con el play-off, la plantilla ha cambiado mucho, y tampoco sabíamos en los últimos meses cuándo íbamos a comenzar la nueva temporada. Fueron tiempos convulsos. El club ha conseguido al final montar un buen equipo y ahora a ver cómo va la temporada.

P. Contáis con nuevo entrenador esta temporada, Jordi Roger. ¿Qué os está pidiendo? ¿Qué Atlético Baleares quiere que se vea sobre el terreno de juego?

R. Él nos pide mucha intensidad y sacrificio en cada acción, y que intentemos tener el balón. El míster nos pide que siempre intentemos estar cerca de ganar los partidos, que estemos en condiciones cada encuentro de ganarlo.

P. Cada semana estamos pendientes de si hay positivos por Covid-19, si se jugará o no el fin de semana, si habrá o no público en los campos… ¿Cómo lo estás viviendo todo este contexto de la liga?

R. Sí que es complicado porque de repente se anulan partidos y no sabes si vas a viajar o no el fin de semana.  Hay que acostumbrarse a esta situación pero es raro, es extraño porque estamos a 18 de noviembre y no tienes la sensación de llevar ya tiempo jugando. A estas alturas otros años la competición ya estaba avanzada, estabas deseando que llegara la Navidad para parar un poco y descansar. En cambio ahora parece que acabemos de empezar y estamos a ver si ya cogemos todo el ritmo de esta temporada.

P. Tú de momento has jugado los tres partidos que habéis afrontado esta liga 20/21. ¿Qué tal te encuentras en el equipo?

R. Muy contento. El entrenador está confiando en mi de momento, que me encuentro a gusto, cómodo en el equipo.

“El año anterior cuando ibas al campo a jugar la sensación es que muy probablemente ibas a ganar, ahora tenemos que transmitirle eso a los nuevos compañeros”

P. Vuestro próximo rival es el Sanse con el cual os enfrentáis este fin de semana. ¿Cómo de importante es el conseguir sumar el mayor número de puntos posible?

R. Esto fue una de las piedras angulares de la buena temporada pasada. El año anterior cuando ibas al campo a jugar la sensación es que muy probablemente ibas a ganar, no siempre pasaba pero sí que conseguimos ganar muchos partidos. Ahora tenemos que transmitirle eso a los nuevos compañeros que han llegado y también transmitirles a los equipos rivales que de nuestro estadio se escaparán pocos puntos.

P. Por último, ¿el objetivo del Atlético Baleares es meterse si o si en el play-off de ascenso a LaLiga SmartBank?

R. Este es el objetivo más importante pero hay que luchar cada partido, e ir por fases. Primero esta fase de la liga regular de clasificarse los tres primeros, asegurarnos el estar en la Segunda B PRO, e ir partido a partido para poder alcanzar esa oportunidad de pelear por el ascenso.